Blogia
Una Mujer Estresada

Fred Astaire y Ginger Rogers

Fred Astaire y Ginger Rogers Hace tres días vi una película de Fred Astaire y Ginger Rogers. Se titula Sigamos la flota, y fue proyectada por primera vez en 1936.

Creo que el cine clásico tiene algo especial que pocas veces se consigue transmitir en las películas de ahora. Fred Astaire tenía algo especial que envolvía al espectador (Ginger, tú también eras muy especial.. pero tengo que reconcer mis debilidades, jaja). Su apariencia, su forma de moverse, su sonrisa... ¿y ahora pretenden meternos por los ojos al Keanu Reeves ese?? baaaaaahhhhhhhhh!!!! jajaja.

Astaire nació en Omaha, EEUU, el 10 de mayo de 1899 (hoy tendría 105 años). Conocido con el sobrenormbre de "el príncipe de la danza", desde muy pequeño tuvo una gran habilidad para todas las actividades relacionadas con el baile, en las que le inició su hermana Adele, con la que más tarde formaría su primer dúo artístico. En 1932, Adele se casó, y fue entonces cuando Astaire formó un nuevo dúo musical con su entonces amiga Ginger Rogers (con la que acabaría llevándose terriblemente mal, según las habladurías del Hollywood de la época). Ambos protagonizaron películas como Sombrero de copa (1935) o Swing time (1936). En 1949 le fue concedido un Oscar honorífico por "su virtuosismo y contribución al arte de la comedia musical". La estatuilla fue recogida por Ginger Rogers.

A finales de la década de los 60, Fred Astaire dijo adiós al baile, pero continuó su carrera cinematográfica protagonizando papeles dramáticos como al que dió vida en El coloso en llamas, y por el que fue nominado a los Oscar como mejor actor secundario.

Astaire estuvo casado dos veces, la primera con Phyllis Baker-Potter, con la que tuvo dos hijos. En 1980, se casó por segunda vez con una jockey profesional llamada Robin Smith, 44 años más joven que él.

"El cine no es un trozo de vida, sino un pedazo de pastel".

Alfred Hitchcock
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

supra footwear -

Life find its wealth by the claims of the world, and its worth by the claims of love.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres